ANSELMO: “LOS TRABAJOS CONTINÚAN Y SE ESTÁN RETOMANDO CON EL MAYOR VIGOR POSIBLE”

El ministro de Producción, Ing. Claudio Anselmo, encabezó junto al gobernador de la Provincia, Dr. Gustavo Valdés, la inauguración del enripiado de 6,5 kilómetros del acceso a Rincón de Quiroz, jurisdicción de Perugorría, conectando esa vía con la ruta provincial Nº 23. La obra se ejecutó con financiamiento del Fondo de Desarrollo Rural (FDR), que se nutre del Impuesto Inmobiliario Rural, por el cual los aportes del campo vuelven al campo para obras de infraestructura y luchas sanitarias.

“Son 6,5 kilómetros que llevan desde la ruta 23 al paraje Rincón de Quiroz, que no solo es importante para el movimiento de la producción sino de los pobladores, para asegurar el acceso a la escuela rural y, en general, para facilitarle la vida a todos los pobladores rurales de la zona”, explicó el ministro sobre la importancia de la obra.

En el tren de inauguraciones de ripios en los últimos días, el ministro mencionó la del pasado miércoles en el acceso a Rincón de Ambrosio, en jurisdicción de Tres de Abril, y “varios tramos más de camino que no se han inaugurado básicamente por la cuestión de la pandemia”. “Estos tres meses largos de menor actividad llevaron a que debieran suspenderse las inauguraciones de obras, y recién ahora al pasar del aislamiento al distanciamiento social pudimos realizarlas, pero los trabajos continúan y se están retomando con el mayor vigor posible”, remarcó el funcionario.

Sobre la modalidad de este tipo de obras, que se ejecutan a través del FDR, el ministro indicó que “hay que tener en cuenta que este Fondo se nutre en gran parte por el Impuesto Inmobiliario Rural de cada año”. Y, por otro lado, la Provincia a través del gobernador Valdés “asumió el compromiso de por cada peso recaudado del Inmobiliario, poner dos más para asegurar la continuidad de obras”.

Sobre la ventaja que representa la utilidad del Fondo y planificar seguir llevando adelante este tipo de obras, Anselmo indicó que en ese contexto hay que tenar en cuenta que “la Provincia otorgó una moratoria para los campos de menos de mil hectáreas para el impuesto inmobiliario rural, se postergaron todos los pagos hasta el mes de diciembre”. “Es un esfuerzo fiscal pero el Gobierno Provincial lo asegura a través de fondos de otros orígenes que dispone el tesoro para mantener las obras en acción”, reflexionó.