El pedido de una reunión directamente con el presidente Macri fue la principal preocupación del encuentro, abogándose porque el Jefe de Estado convoque a los gobernadores a una mesa de trabajo, según lo propuso Massa, un reclamo que luego repitieron Manzur y Rodríguez Saá, los otros voceros del encuentro.

Seguir Leyendo
En la sede del Consejo Federal de Inversiones se realizó este martes una nueva reunión de gobernadores de la que participo el doctor Gildo Insfrán además de otros siete pares suyos que demandaron un mayor diálogo al Presidente de la Nación y que se los convoque por la emergencia de la que tomaron conocimiento por los medios de comunicación.Estuvieron también legisladores nacionales encabezados por Miguel Pichetto, el dirigente Sergio Massa, del Frente Renovador, y dirigentes sindicales.Tras el encuentro se informó que los mandatarios quieren que Mauricio Macri los involucre en la discusión de la situación económica que el propio Presidente calificó como de emergencia.Este fin de semana, Insfrán había dicho, durante su visita a Gran Guardia, que desde el Estado nacional se estaba pidiendo a las provincias que sumen su aporte para que sea aprobado el Presupuesto Nacional 2019 cuyo proyecto debe estar cerrado para mediados de este mes. “Eso está bien pero, previamente, tenemos que hablar de algunas cosas”, afirmó el primer mandatario.En torno al tema, mencionó anticipadamente acerca del anuncio presidencial del lunes sobre medidas, entre las cuales figura la suspensión de la baja de las retenciones y la aplicación del 10% para el caso del trigo y el maíz por lo que los recursos que iban al Fondo Federal Solidario que se venía distribuyendo entre todas las provincias ahora aumentara en monto aunque quedara en las arcas nacionales.De allí que antes de comenzar a hablar del Presupuesto lo primero que deben hacer es derogar el DNU sobre la eliminación del fondo sojero”, precisó Insfrán.Luego de la reunión en el CFI, ofició de vocero del encuentro el gobernador de Tucumán, Juan Manzuar, que –evidentemente molesto – se quejó que se enteran de las medidas del Gobierno nacional “por la televisión y los diarios; lo sabe antes el FMI que nosotros”.La nómina de mandatarios que llegó hasta la sede del CFI estuvo integrada por Carlos Verna (La Pampa), Juan Manzur (Tucumán), Gildo Insfrán (Formosa), Lucía Corpacci (Catamarca), Rosana Bertone (Tierra del Fuego), Mariano Arcioni (Chubut), Gerardo Zamora (Santiago del Estero), Alberto Rodríguez Saá (San Luis).También estuvieron el vicegobernador del Chaco, Daniel Capitanich, y los legisladores Miguel Ángel Pichetto, Graciela Camaño, Diego Bossio y José Mayans sumándose Sergio Massa, del Frente Renovador.Entre los sindicalistas estuvieron representantes de la Confederación General del Trabajo como Andrés Rodríguez (UPCN), Antonio Caló (metalúrgicos), Rodolfo Daer (Alimentación) y Omar Maturano (La Fraternidad)“Esta reunión es una continuidad de las anteriores. La mayoría espera la convocatoria del Presidente para dialogar”, afirmó Pichetto. Y agregó: “La crisis también tiene carácter institucional y el Presidente debería dialogar con los gobernadores, que son actores principales, para la salida de esta situación”.El pedido de una reunión directamente con Macri fue la principal preocupación del encuentro, abogándose porque el Jefe de Estado convoque a los gobernadores a una mesa de trabajo, según lo propuso Massa, un reclamo que luego repitieron Manzur y Rodríguez Saá, los otros voceros del encuentro.“Tenemos que esperar a que el Gobierno nos dé a conocer cuál es su propuesta de Presupuesto, que no la conocemos”, declaró por su parte Rodríguez Saá.
“Parecería que sabe antes del presupuesto el FMI que nosotros, los gobernadores”, se quejó el puntano, que avisó que no aprobarán un presupuesto con ajustes en materia social aunque “vamos a intentar ayudar lo más que podamos”.“Estamos hablando de una entelequia”, reiteró su queja sobre el texto del Presupuesto e insistió con el pedido de reunión. “El Gobierno no dialoga con nosotros. Nos encantaría que el presidente de la Nación con la información en la mano nos dijera esto es el presupuesto”, completó.En tanto, Manzur lamentó que “de todas las medidas nos enteramos a través de la televisión o de los diarios”, y cuestionó el discurso de Macri. “Si el país está en emergencia hay que convocar a todos los actores –afirmó- queremos sumar, queremos ayudar, queremos llevar tranquilidad a todos los argentinos. Nos hubiera gustado que nos llamen”.Pichetto: “Hubo mala gestión económica” El senador peronista Miguel Ángel Pichetto afirmó que “hubo muy mala gestión económica” por parte del Gobierno nacional y consideró que “sería erróneo echarle la culpa” a otros factores por la situación del país.El legislador sostuvo que la devaluación del peso que tuvo lugar la semana última provoca “un impacto demoledor sobre los trabajadores”.“Hay un grave problema, el dólar para 2018 estaba previsto en 19,50 pesos y está en 40 pesos, eso tiene un impacto demoledor sobre el salario de los trabajadores. No se puede negar la realidad”,afirmó.Pichetto dijo que espera que el Gobierno pueda “fijarle un techo al dólar y presentar un plan, porque lo que vemos es que falta saber hacia dónde vamos con la economía”.En este sentido, consideró que “Macri tendrá que definirlo para la semana próxima y anunciarle a la sociedad que el Gobierno tiene un plan económico”.