El anuncio del cierre de la planta Ar Zinc, donde se desempeñan 400 trabajadores, fue el motivo del paro que dispuso la CGT San Lorenzo en el cordón industrial del Gran Rosario, donde se encuentran las terminales portuarias que exportan el 85 por ciento de los granos y derivados que se producen en el país.

 

 

Hasta las 10 de la mañana se montaron tres piquetes en la ruta 11, que complicaron el tránsito de los camiones hacia los puertos. Pero la actividad en los puertos y fábricas fue normal. Según el reporte diario de la Bolsa de Comercio de Rosario, a la zona norte ingresaron hoy 1.782 vehículos de carga.

 

 

La semana pasada, en una reunión en el Ministerio de Trabajo de la Nación representantes de la firma Ar Zinc comunicaron su decisión de "no inyectar más capital" en la planta ubicada sobre la ruta 11, donde se fabrican ácido sulfúrico y zinc electrolítico.

 

Protesta por el despido de trabajadores de la planta Ar Zinc

Protesta por el despido de trabajadores de la planta Ar Zinc.Foto:Twitter

La fábrica está parada desde noviembre pasado cuando se rompió un horno fundamental para la producción y cuya reparación la empresa no puede solventar.

 

 

"El nivel de pérdidas que se ha producido en los últimos años se debe al incremento sostenido de los costos provocados por la inflación y a la disminución de sus ingresos, afectados por la baja en los precios de los metales. Sumado a esto, la reducida capacidad de producción de la planta -una de las más pequeñas del mundo en su rubro- no brinda soluciones alternativas que permitan revertir su situación", señalaron, en un comunicado, desde la firma.

 

Jesús Monzón, de la CGT San Lorenzo, afirmó que la medida de fuerza se tomó "por el cierre de Ar-Zinc, que bajó las persianas y que empezó con retiros voluntarios y aprietes a los trabajadores, diciéndoles que si no firman ahora, van a cobrar el 50 por ciento de las indemnizaciones".

 

La empresa Ar-Zinc informó ayer que "al día de la fecha el 88 por ciento del personal sindicalizado y fuera de convenio aceptó el retiro voluntario propuesto por la empresa".

 

Los piquetes se montaron en las rutas 11 y A012, ruta 11 en el límites entre Capitán Bermúdez y Granadero Baigorria y ruta 11 en Fray Luis Beltrán, frente a Ar Zinc. En la asamblea los dirigentes de la central obrera contaron lo que ocurrió en una reunión que mantuvieron en Buenos Aires los ministros de Trabajo la Nación Jorge Triaca y su par santafesino Julio Genesini.

 

"La reunión fue positiva porque hubo coincidencias en que es importante que la empresa continúe, hay que hacer un esfuerzo en ese sentido, y también se habló de utilizar instrumentos económicos como planes Repro y créditos, de los que dispone el estado nacional en esa dirección. Ahora la continuidad de la empresa es una decisión que se verá con el correr de los días, tal vez la empresa se pueda vender o tal vez explorar alternativas para que la firma continúe por la cantidad de puestos de trabajo que significa", resumió Genesini en referencia a los 400 trabajadores que emplea la planta.