La empresa Aguas Santafesinas SA (ASSA) define un pedido de aumento de tarifas que, según la información de que dispone El Litoral, alcanzará un porcentaje de varias decenas, e incluso podría superar por varios puntos el aumento de este año.

 

Seguir Leyendo
Esta mañana el ministro de Infraestructura y Transporte, José Garibay, admitió que el tema está en estudio y explicó que la empresa estatal producirá “un informe” respecto de qué aumento necesitan ambos servicios, bajo la premisa de poder sostenerlos sin el auxilio del Estado para sostenerlos.

El dato estará “en los próximos días”, dijo el funcionario que además comentó que había ordenado al directorio de ASSA trabajar en un presupuesto interno que también fije como prioridad una baja en el gasto.

Las declaraciones de Garibay a la prensa esta mañana en la apertura de sobres de una licitación en San José del Rincón se sumaron a otras expresiones que van en la misma dirección.

Ayer, en la ciudad de Rosario el presidente del directorio de Aguas Sebastián Bonet dijo que el déficit estimado para todo el ejercicio 2016 suma $ 600 millones de pesos.

El titular de ASSA habló de la devaluación de la moneda frente al dólar, en una actividad que requiere de gastos en agentes químicos que siguen las variaciones del billete estadounidense, del impacto de la inflación en otros costos y de la actualización de los salarios de la empresa que presta sus servicios en 15 distritos de la provincia.