Según el último reporte de la Municipalidad, se encuentran evacuadas 153 vecinos de la zona costera. Se trata de 58 familias: 39 están ubicadas en las viviendas de emergencia construidas en el ingreso a la Vuelta del Paraguayo (133 personas: 91 mayores y 42 menores), 10 en los módulos instalados en frente del barrio (35 personas: 23 mayores y 12 menores) y 9 en los módulos instalados en Colastiné Sur (20 personas: 10 mayores y 10 menores).

 

 

En cada sector, personal municipal brinda asistencia social y sanitaria, con atención médica para atender casos especiales, en un trabajo articulado con el ministerio de Salud de la provincia. Asimismo, cada sector cuenta con vigilancia permanente para garantizar seguridad.

 

Además, se brinda asistencia a familias que decidieron autoevacuarse y se trabaja en forma coordinada con la EPE para cortar el suministro eléctrico en las zonas anegadas.

 

Por otra parte, se dispuso la evacuación y traslado del centro de salud de Colastiné Sur, en coordinación con el ministerio de Salud de la provincia.

 

En tanto, se continúan construyendo módulos y están preparados los refugios que deban abrirse en la zona para albergar a las familias que necesiten evacuarse. Además, sigue inhabilitado el camino a la Boca en Alto Verde, donde se puso a disposición de los vecinos un colectivo para traslados internos.

 

Monitoreo y refuerzo

 

El municipio monitorea a diario el estado de los terraplenes de defensa en los distintos sectores de la ciudad. También se procedió al cierre de compuertas en todas las estaciones de bombeo y a la activación de los puntos de bombeo de acuerdo a lo establecido por el protocolo 2 de crecida de ríos.

 

En este sentido, se realizó un refuerzo con bolseo y bombeo para controlar las filtraciones registradas en la compuerta de Bajada Distéfano. También se continúa con los trabajos de refuerzo de la defensa no consolidada de Colastiné Sur.