La Asociación Bancaria (AB) suspendió "provisoriamente" el paro dispuesto para el jueves para asistir a la audiencia convocada por el ministerio de Trabajo.

 

Seguir Leyendo
Según informaron los secretarios general y de Prensa, Sergio Palazzo y Eduardo Berrozpe, también lo hacen a partir de la proximidad de "las fiestas de fin de año y la cantidad de jubilados y titulares de asignaciones sociales que acuden a las entidades financieras en ese período". 

Los sindicalistas reiteraron que "el acuerdo firmado el 23 de noviembre último en Trabajo con las cámaras Abappra y Adeba -con la intervención del ministro Jorge Triaca, y al que ayer adhirió ABE (especializada)- debe extenderse a todo el sector porque fue suscripto por entidades representativas de más del 80 por ciento de la actividad y por la mayoría de las cámaras empresarias".

"La Bancaria exige a la ABA -entidades privadas extranjeras- que se avenga a ese acuerdo, al igual que el Central (Bcra), ya que sus autoridades se alinean con la posición rupturista de la banca foránea y abandonan la práctica prudencial y habitual de adherir a los convenios adoptados por las entidades del sistema financiero y, en especial, de las públicas nacionales", puntualizaron.

Palazzo y Berrozpe aseguraron que el Central es "el banco rector del sistema" y afirmaron que esa entidad y la cámara ABA son "responsables" del actual conflicto gremial y "sus consecuencias".

También explicaron que el acuerdo del 23 de noviembre fue firmado para recuperar "el poder adquisitivo del salario en 2016 y porque el 31 de diciembre próximo expirará el convenio vigente".

"De manera habitual en los últimos años, se determinan montos y adelantos salariales para llevar a marzo la discusión del nuevo acuerdo salarial para 2017, cuando estarán en claro los resultados anuales de la actividad financiera y la evolución de los precios, lo que es racional para ambas partes", dijeron los gremialistas.