Los empresarios del transporte de carga nucleados en CATAC y FETRA bloquean la actividad en la terminal de Rosario. Reclaman a los productores del agro tarifas más altas para trasladar sus productos.

 

 

Seguir Leyendo
 El paro por tiempo indeterminado del transporte de granos, en reclamo de aumentos de tarifas, estaba teniendo un alto impacto en los puertos del Gran Rosario, donde centenares de camiones permanecían en las rutas próximas y en los accesos a las terminales, informaron fuentes empresariales y gremiales.

La medida de fuerza, que se inició a las cero de este lunes, la llevaba adelante la Confederación Argentina del Transporte de Carga (CATAC) y la Federación de Transportadores Argentinos (FETRA) para reclamar mejoras en las tarifas que pagan los productores agropecuarios por el traslado de granos a los puertos.

El presidente de la CATAC, Ramón Jatip, detalló a DyN que la medida, que era concretada por transportistas de cereales, interrumpía la actividad de "ocho mil camiones" y dejaba "15 mil toneladas de soja y similar cantidad de maíz sin ingreso diario en distintos puertos del país".

"La tarifa nacional para los fletes de granos, hoy, es parecida a la de octubre de 2015, cuando estaba en 69,85 pesos de uno a diez kilómetros, ya que ahora está en 73 pesos", protestó Jatip.

El presidente de CATAC dijo que los empresarios agrupados en la entidad que encabeza y en FETRA exigen "llevarla a 97 pesos".

Jatip argumentó que hubo "60% de devaluación (del peso), 31% de aumento del (precio del) gasoil, 30% de incremento de (el costo de) las gomas y 400% de suba del peaje".

Desde el Ministerio de Transporte aseguraron que "las medidas transcurren  en calma sin bloqueos a puertos ni cortes de rutas" y agregaron que convocaron a las partes para retomar el diálogo, "porque más allá de que es un conflicto entre privados, produce una importante afectación a las exportaciones con el consiguiente perjuicio para la economía nacional".