Este fin de semana se continúa acentuando la asistencia integral a las 120 familias que han sido relocalizadas en este sector del barrio El Porvenir, a partir de un plan de emergencia que activo el estado provincial junto al municipio de la ciudad a partir de anegamientos –producto de la crecida del rio Paraguay- en sectores bajos habitados irregularmente.

 

 

Ayer por la mañana el Jefe de Gabinete, Antonio Ferreira junto al intendente Fernando De Vido, además de legisladores provinciales y comunales, entre otros funcionarios de diferentes organismos, estuvieron en el sector habitado por estas familias reubicadas, a fin de monitorear el desarrollo del plan de ayuda diseñado y también acentuar el mismo a partir de requerimientos surgidos.

 

El jefe comunal sostuvo que estas familias han podido ser relocalizadas en este barrio “a partir de que existe una planificación, por eso con la premura que ameritaba se armaron las casillas y se instalaron todos los servicios básicos de agua potable, energía eléctrica y saneamiento parta que puedan tener el mejor pasar posible en esta circunstancia” Ayer, el propio Jefe de Gabinete de Ministros provincial, Antonio Ferreira, junto al intendente capitalino y varios legisladores, estuvieron recorriendo la zona Ayer, el propio Jefe de Gabinete de Ministros provincial, Antonio Ferreira, junto al intendente capitalino y varios legisladores, estuvieron recorriendo la zona

 

“Fue así que estas familias cuyas viviendas han sido anegadas pudieron ser reubicadas organizadamente, dándose una respuesta apropiada a través del accionar conjunto y coordinado de organismos del estado provincial y el municipal. Todo con un solo fin, estar cerca de la gente que necesita”, afirmo.

 

Advirtió al mismo tiempo que “están también aquellos que solo salen a criticar” a partir de este contexto, minimizando ello para señalar que “seguimos trabajando por más inclusión y alcanzar las cosas que aún faltan, como también advertimos a nuestros vecinos acerca de estos oportunistas que hoy salen a cuestionar sin aportar absolutamente nada”, enfatizando que “son los mismos que han fundido al país y a nuestra municipalidad”. 

 

Insistió en marcar De Vido que “ante una circunstancia de emergencia como esta crecida y la persistencia de lluvias dificultan todo trabajo y la mejor buena intención de ayudar, pero insisto, tanto en tan poco tiempo y en un contexto climático adverso no se hubiera podido lograr sin planificación y organización”. 

 

Primer paso

 

El concejal José Mazo indicó, por su parte, que “haber planificado un desarrollo urbano permite que estas familias que estaban asentadas irregularmente en lotes bajos de riesgo hídrico, ahora puedan modificar esta situación y pasar a habitar en los módulos que se construirán en este sector, que dispondrán de todos los servicios y les dará la posibilidad de desarrollar una vida digna en un hogar propio”.

 

Expuso que si bien están habitando estas casillas de manera provisoria, se les construirán los módulos habitaciones dentro de una política con un doble propósito: “Dar una respuesta a estas familias y al mismo tiempo avanzar en un ordenamiento general de la trama urbana de la ciudad”. 

 

Refirió justamente que “los asentamientos irregulares donde estaban estas familias implicaban problemas no solo para ellas mismas ante la crecida del rio o lluvias de importancia, sino para los mismos barrios colindantes, generándose dificultades en la normal prestación de los servicios”.

 

“Ahora estamos avanzando en la resolución de un problema estructural de muchos años, ante una oposición que busca de sacar rédito político de una emergencia climática, llegando al extremo de enervar los ánimos de gente sensibilizada a partir de este contexto difícil”, enfatizó Mazo.