Debido a que la demanda de vehículos que produce la planta de Toyota Argentina en Campana supera en un 20% la capacidad de producción (hoy están en un promedio de 97.000 unidades anuales), la fábrica proyecta una ampliación para llegar a los 140.000. El dato surgió en un encuentro entre el presidente de la firma, Daniel Herrero, y el gobernador, Sergio Urribarri.

 

 

El gobernador visitó la planta de Toyota Argentina que tiene un 10% de su planta de personal proveniente de Entre Ríos. Lo hizo acompañado por el titular de la Administradora Tributaria de Entre Ríos (ATER), Marcelo Casaretto.

 

El presidente de la empresa explicó: “Actualmente trabajan 4.600 personas en esta planta y, tal como se lo transmití al gobernador, más del 10% viene desde Entre Ríos a ayudarnos y a hacer crecer este proyecto”.

 

Tras ello elogió a los trabajadores entrerrianos: “Los queremos muchísimo, son muy responsables y estamos muy agradecidos por las tareas que prestan (...) Son de los que se ponen la camiseta y defienden muy fuerte este proyecto argentino”, resaltó.

 

El responsable de la empresa comentó al gobernador que cada unidad que sale de fábrica ya tiene su destino, en referencia a los 400 vehículos que se producen por día. En ese punto, indicó que la creciente demanda nacional e internacional hizo que debieran proyectar la ampliación de la fábrica para poder producir 140.000 vehículos anualmente, para lo que deberían incrementar su producción a 578 vehículos diarios.

 

“Tenía información sobre lo que esta planta de Toyota había hecho en estos años pero luego de la visita y los datos que nos brindó su titular, uno corrobora ese sentimiento de orgullo por una empresa como Toyota Argentina, que es un ejemplo de responsabilidad social y de visión de la economía en cooperación con el Estado”, señaló Urribarri.

 

“Lo que más me interesa, me alegra y me ilusiona es el potencial que tiene Toyota Argentina por todo lo que se ha hecho, y porque se desarrolla en un país previsible que permite a empresas como esta proyectarse y crecer”, añadió el gobernador entrerriano. La producción

 

La planta es la base de exportación para Latinoamérica de la pick up Hilux (con precios oficiales que arrancan en 235.400 pesos para la versión cabina simple menos equipada y llegan hasta los 497.100 pesos para la versión doble cabina más equipada) y de la SW4 (una camioneta carrozada con precios oficiales que van desde 704.300 pesos hasta 897.700 pesos).

 

Arrancó en 1997 con 10.000 unidades y ahora con un proyecto de inversión se quieren fabricar 140.000 desde Argentina para toda Latinoamérica, con la tecnología y la competitividad de cualquier empresa global.

 

La planta tiene una superficie cubierta de 194.422 metros cuadrados y su producción este año alcanzará a 97.000 unidades que se exportan a Latinoamérica, principalmente a Brasil y Colombia.