El Diputado Nacional por Corrientes, Carlos Rubín figura entre los legisladores que formalizarían su salida y crearían un sub-bloque junto a otros diputados del peronismo disidente. El goyano Oscar Macías es otro de los tentados por Diego Bossio autor de la movida política.

 

 

Doce diputados kirchneristas decidieron hoy dejar el bloque del FPV y armar uno nuevo, junto a otros legisladores del peronismo disidente. La movida representa un quiebre dentro del Frente para la Victoria, que perdería la condición de primera minoría en manos del interbloque Cambiemos.

 

Los 12 “rebeldes” del FPV, entre los que se encuentra Rubín, aspiran a formar un nuevo bloque de 18 integrantes junto a peronistas disidentes. Contarían, por el momento, con dos legisladores del PJ por La Pampa: Oscar Ziliotto y Gustavo Fernández Mendia, y con Luis Beder Herrera (La Rioja). También habrían tentado al goyano Oscar Macías asumido recientemente.

 

Entre los “rebeldes” del FPV se encuentra Diego Bossio ex Director Ejecutivo de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses).

 

Además de Bossio, los diputados que dejan el bloque kirchnerista son: Oscar Romero Evita Isa, Pablo Kosiner, Javier David, Guillermo Snopek, Néstor Tomassi, Héctor Tentor, Rubén Miranoda, Gustavo Martínez Campos, y Teresa Madera.

 

Los disidentes kirchneristas se encuentran reunidos en el gremio de taxistas. “El objetivo es iniciar una etapa nueva, para reforzar la identidad del peronismo, tratar de trabajar en una agenda de intereses de los argentina, en consonancia con la discusión planteada por los gobernadores peronistas”, aseguró Kosiner a la agencia DyN.

 

Tal como se venía anticipando Juan Manuel Urtubey  y Bossio trabajaron en la ruptura en el verano, con el auspicio de Sergio Massa y Emilio Monzó, interesado en machacar el bloque duro del FpV y facilitar el quórum.

 

El bosquejo original tenía un piso de 22 miembros y una expectativa de llegar a 40, pero el decreto de Macri que le triplicó la coparticipación federal a Capital Federal apaciguó a muchos gobernadores.

 

Gildo Insfrán (Formosa), Juan Manzur (Tucumán) y Hugo Passalacqua (Misiones) avisaron que prefieren esperar unos meses para divorciarse del kirchnerismo.

 

Pero no se la harán fácil a Recalde: en la reunión los diputados del interior le recriminaron la falta de participación en las decisiones de la bancada, que en estos dos meses tomó decisiones sin consultarlos.

 

La postura más dialoguista la tuvo José Luis Gioja, diputado por San Juan y jefe político del gobernador Sergio Uñac. Con la apuesta de ser presidente del PJ con acuerdo de todos los sectores, se presentó como mediador ante Recalde y los camporistas.

 

Primera minoría

 

Así, el FPV perdería la condición de primera minoría que quedaría en manos del interbloque Cambiemos, que en caso de conformarse superaría los 90 legisladores.

 

Con la salida de los representantes que decidieron abandonar el FPV para conformar el bloque Justicialista, la bancada kirchnerista pasó a contar con 80 legisladores.

 

En tanto, el oficialismo, con la comunión de la UCR, el PRO, y la Coalición Cívica, pasaría a totalizar 92 diputados, según se desprenden de los datos publicados en la página web de la Cámara de Diputados.