Después de 33 horas de peregrinar, a pie, a caballo, en carreta y otros medios de transporte, más de 3.000 sanluiseños arribaron ayer a las 16 -como estaba previsto- a la Basílica de Nuestra Señora de Itatí, cumpliendo con una tradición que ya lleva más de 100 años de iniciativa. Según trascendió, para esta edición, la Nº 114 unos 5.000 jinetes acompañaron la peregrinación, 500 más que el año pasado.

 

 

Bajo el lema ?En tu nombre echaremos las redes?, marcharon las almas fervorosas que fueron recibidas frente al templo de la Virgen Morena con la bendición del rector de la Basílica, Roberto Simeonato.

 

El ex gobernador Raúl Romero Feris, junto a sus dos hijos (Juan y José), volvió en esta edición a cabalgar acompañando a su pueblo natal. La peregrinación, que se desarrolló de manera organizada, también contó con el acompañamiento de promeseros de Mburucuyá, Palmar Grande, Lomas de González, jinetes de la capital correntina, entre otros devotos de distintas secciones de la zona rural de San Luis.

 

Además, en el trayecto sobre la Ruta 12 se fueron sumando peregrinos de Caá Catí, Itá Ibaté y Berón de Astrada. Este recorrido es llevado adelante todos los años por miles de fieles, anhelantes de saludar a la Virgen en cada 16 de julio, aniversario de su Coronación Pontificia. Tras la llegada de los peregrinos, a las 19 se ofició la Santa Misa en la que se entregó una flor blanca, a modo de ofrenda, a cada una de las madres presentes en el acto religioso. Desde el Municipio de Itatí informaron a NORTE de Corrientes que también se espera para mañana, a promeseros que arribarán en bicicleta desde Monte Caseros, unos 130 peregrinos de Chaco, de las localidades de Resistencia, Barranqueras, Fontana, entre otras, que estarán llegando este mediodía a la Basílica de Itatí. Cabe destacar que en comparación con otras ediciones, hubo más sanluiseños a pie.

 

El regreso lo emprenderán el jueves 17, la mayoría en vehículos, muy pocos lo harán a pie o cabalgando. s