Los encargados de algunos locales fueron detenidos por efectivos de la Comisaría Primera Resistencia. Juezas de faltas capitalinas encabezaron el operativo. Otros negocios fueron cerrados por vender bebidas alcohólicas.

 

 

En la madrugada del domingo, tres kioscos y un local bailable fueron clausurados por infracción del Código de Faltas Provincial. En algunos había menores de edad y en otros, vendían bebidas alcohólicas. Hubo cuatro personas detenidas, encargadas de los locales, por parte de la Comisaría Primera Resistencia.

 

Cerca de las 3, las juezas de faltas Alicia Gutierrez y Marcela Cortez iniciaron las recorridas nocturnas. Estuvieron acompañadas por efectivos de la Comisaría Primera Capital y de otras unidades policiales. Principalmente, buscaban locales que vendieran bebidas alcohólicas fuera del horario permitido y donde haya menores de edad.

Fue así que, clausuraron los kioscos ubicados por calle Brown 230 y Ayacucho120, aproximadamente. En ambos se supo que vendían bebidas alcohólicas, según lo expuesto por las juezas de faltas.

 

Del mismo modo, clausuraron un kiosco en Obligado y Frondizi, donde detuvieron a los encargados, un joven de 20 y un mujer de 26. Fueron trasladados hasta la Comisaría Primera Resistencia por supuesta infracción del artículo 68 del Código de Faltas.

 

Finalmente, un local bailable ubicado por Obligado 140 , y los encargado de 32 y 45 años fueron notificados de la causa supuesta infracción del artículo 72° del Código en cuestión. Allí, encontraron a un muchacho de 17 años y dos jovencitas de 13 y 14.