La amenaza de la UTA se materializó, y desde la medianoche rige un paro de colectivos en toda el área metropolitana del Gran Resistencia, en reclamo por el pago de sueldos a los choferes.

 

Seguir Leyendo
Si bien desde el gobierno indicaron que los fondos de los subsidios fueron transferidos a las empresas, hasta última hora del jueves, los choferes no habían percibido sus haberes correspondientes al mes de julio, por lo que concretaron la medida de fuerza anunciada.

Así, miles de usuarios no contarán con el servicio de transporte público.